Menu
menu

Cuando la sociedad le pide al arquitecto arquitectura, el buen arquitecto le entrega ciudad“.
Aldo Van Eyck

Hablamos hoy de urbanismo, más concretamente de Aldo Van Eick y de su faceta como diseñador de patios de recreo basado en su atención al comportamiento y la espontaneidad de los/as niños/as. Fosos de arena, estructuras para escalar, toboganes y otros objetos para jugar, llenaron de vida los monótonos suburbios, las plazas, los solares vacíos y los jardines públicos del Amsterdam de posguerra, incorporando al diseño la forma de dibujar de los pequeños, el libre trazo de sus líneas.

Aldo Van Eick fue el primero en poner su mirada en los niños a la hora de proyectar los espacios urbanos. Y a partir de ese momento las ciudades se llenaron de parques infantiles.

(Fotografías de 1954, del antes y el después de Dijkstraat, en Amsterdam centrum.)

step0002